"La belleza de lo sencillo."
Si te gusta el bonsai, cultívalo y aprende a diseñarlo. ¡ Te apasionará!
Home » Formación » Cómo crear un bonsái

Cómo crear un bonsái

Recogemos en ésta ocasión un práctico vídeo para conseguir un bonito bonsai en poco tiempo y con poco esfuerzo, siguiendo unos precisos pasos para convertir una planta de vivero  en nuestro primer bonsai;  en éste ejemplo de demostración un junípero de cuatro años.

De la mano de Oscar (fundador de bonsaiempire) vemos gráficamente en el siguiente vídeo cómo obtener un pequeño bonsai en cinco pasos:  selección de la planta, poda, alambrado, trasplante en maceta y cuidados posteriores.

 

Elección de la planta. En el vivero podemos encontrar todo tipo de plantas y árboles pero a la hora de elegir el más apropiado para crear nuestro bonsai nos fijaremos que esté sano, libre de plagas y enfermedades así como una abundante ramificación para poder elegir las ramas más apropiadas para el futuro diseño.

La forma del tronco y en especial el nebari (punto en que las raíces convergen en el tronco) sean atractivos (nada de palos rectos y sosos), con movimiento, curvas y conicidad. Pensemos que el tronco y el nebari no serán susceptibles apenas de modificaciones posteriores,  al contrario con lo que pasa con el ramaje.

Poda. Eliminaremos ramas cruzadas, que salen del mismo punto del tronco, que compiten por el mismo plano de luz, las que estén secas o debilitadas, favoreciendo la aireación e insolación de los brotes interiores. Quitaremos las hojas viejas o secas también. La poda de las coníferas tiene algunas particularidades con respecto a otras especies que debemos conocer antes de realizar ésta labor.

Eliminando el ápice superior, redistribuiremos la energía de la planta al resto de ramas inferiores, aumentando el vigor de la misma. Para que siga engrosando el tronco lo sustituiremos por otro ápice o rama de sacrificio que dejaremos crecer libremente.

Alambrado. Mediante el alambrado conseguiremos distribuir las ramas que hemos dejado para nuestro diseño ocupando los espacios adecuados y que permanezcan en su sitio una vez retiremos dicho alambre, trascurridos unos meses.

Trasplante. Mediante el cambio de sustrato y maceta conseguimos varios objetivos. El primero, cambiar el sustrato que trae el árbol del vivero y por lo general de mala calidad, por un sustrato compuesto de calidad apropiado para bonsais, con arcillas, material drenante y rico en nutrientes. También nos permite el trasplante reducir y renovar la cantidad de raíces del cepellón, quitando las gruesas y la raíz pivotante para favorecer la densificación del resto de raíces finas que son las que absorben el agua y los nutrientes del suelo.

Una maceta de bonsái más plana y menos alta permitirá a las raíces crecer más horizontalmente aumentando en número y por tanto potenciando el crecimiento del árbol.

Algunas puntualizaciones sobre el vídeo

Aunque para un aficionado que se está iniciando en el mundo del bonsai, los trabajos descritos le puedan parecer fuera de su alcance o que precisan de demasiada destreza manual para su desarrollo, debemos considerar el vídeo mostrado como una guía general sobre algunos principios básicos del bonsái y por tanto está sujeta a interpretación y adaptación  por parte del aficionado, en función de sus particularidades: zona geográfica, clima, disponibilidad de plantas de vivero, materiales, etc.

Sin embargo, no parece muy recomendable dejar lo primero de todo las raíces del junípero al descubierto mientras se poda y alambra la copa del mismo. Aún cuando estemos realizando ésa operación en otoño o invierno es un riesgo innecesario exponer a la desecación el sustrato de la planta, más aún para un aficionado novel que puede tardar excesivo tiempo en podar y alambrar el junípero tal como se muestra.  Parecería  más prudente, sobre todo si estamos fuera de fechas, eliminar sólo el sustrato superficial para descubrir el nebari y poder elegir un frente para el bonsai pero sin sacar el cepellón de la maceta y así preservarlo.

Haciendo un bonsai estilo cascada de una planta de vivero

Al hilo del vídeo  que acabamos de ver traemos a continuación otro ejemplo de lo fácil que resulta conseguir en pocos minutos  un vistoso bonsai en estilo cascada esta vez  con un juniperus horizontalis  de vivero. Lo realiza David Cortizas desde el canal de Youtube de su escueladebonsaionline.com.

 Más vídeos relacionados:

1. Bonsái desde plantón vivero

2. Cuidados del junipero (Tribubonsai)

 

bonsais pino