La Agricultura Sostenible

La agricultura sostenible

¿Qué es la agricultura sostenible?

Existen varias definiciones de Agricultura Sostenible, pero, básicamente, ésta consiste en utilizar los recursos que aporta la Naturaleza para llevar a cabo una agricultura rentable económicamente para el agricultor, pero sin comprometer a las generaciones venideras; es decir, estamos hablando de una agricultura duradera.

Para conseguir esto se debe tener muy en cuenta la conservación de los recursos, la calidad medioambiental, la salud pública y el desarrollo socioeconómico equitativo.

Es necesario valorar bien todas las alternativas para tomar decisiones acerca de las especies y variedades a cultivar, las rotaciones, la fertilización, el control de las plagas y enfermedades, …

agricultura sostenible

Hacia una  Agricultura Sostenible

El fin último de la Agricultura Sostenible no es lograr el máximo de producción por hectárea, sino el conseguir una estabilidad de la producción a largo plazo.

La Agricultura Sostenible consiste en desarrollar a pequeña escala, agroecosistemas que sean viables económicamente, diversificados y autosuficientes. Para ello se deben desarrollar (en muchos casos, recuperar) sistemas de cultivo y de ganado con tecnologías adaptadas a las condiciones actuales de cada zona y con recursos que estén fácilmente al alcance de los agricultores.

Los elementos básicos de un agroecosistema sostenible son los siguientes:

  1. Cubierta vegetal para conservar el suelo y el agua.
  2. Suministro regular de materia orgánica mediante abonado verde o por adición de compost, que además fomenta la actividad biológica del suelo.
  3. Reciclaje de nutrientes mediante rotaciones de cultivos, sistemas combinados de agricultura y ganadería, empleo de leguminosas, …
  4. Regulación de las plagas mediante la introducción o fomento de sus enemigos naturales, el empleo de setos, …
  5. Diversificación de cultivos para incrementar el control biológico de plagas y enfermedades.
  6. Producción sostenida de cultivos sin el uso de fitosanitarios que degraden el medio ambiente.
  7. Conservación de los recursos agrícolas locales mediante la participación , los conocimientos tradicionales y la adaptación de técnicas foráneas a las condiciones locales.

    hola

Estos cambios hacia la Agricultura Sostenible requieren también de cambios en los proyectos de investigación, en las políticas agrarias (con ayudas gubernamentales) y en los sistemas económicos (con mercados y precios justos)

Existen algunas dificultades para llevar adelante el cambio hacia una Agricultura Sostenible:

  • Los programas de investigación desarrollan tecnología agraria que muchas veces no puede adaptarse a las condiciones que se dan en nuestras zonas.
  • Lo mismo puede decirse de la maquinaria, pensada muchas veces para grandes explotaciones que poco tienen que ver con las nuestras, medianas o pequeñas.
  • Tampoco la formación dirigida al agricultor está en esta línea, pues en general se tiende a la especialización, impidiendo el poder tener una visión global.
  • Durante la transición hacia estos métodos, los rendimientos y la calidad estética de los productos puede variar, con sus implicaciones económicas. Muchos agricultores dudarán antes de decidirse por estos métodos de producción sin no van acompañados de mayores ingresos o de una reducción de costes.

Sin embargo, se podría acelerar este cambio hacia una Agricultura Sostenible si:

  • La investigación y la difusión agrícola prestara más atención a los problemas a largo plazo, desarrollando tecnología agraria en los propios campos de los agricultores y con la participación activa de ellos.
  • Se planificará la agricultura con una perspectiva ecológica, no sólo pensando en la producción de alimentos y materias primas, sino pensando en el incremento de la capacidad nutricional de los alimentos, en que permitan mantener la salud de quienes los consumen y quienes los producen, y en proteger el medio ambiente.
  • Se desarrollará el cooperativismo, no sólo entre productores de una zona, sino también entre cooperativas productora de distintas zonas, con el fin de poder llegar a más mercados, y evitar la estacionalidad y la superproducción.
  • Los consumidores fueran más influyentes a la hora de determinar las líneas de investigación agrícola hacia los problemas de nutrición, salud y medioambientales.

Como se puede ver por todo lo dicho, los cambios que deben darse par desarrollar una Agricultura Sostenible no son sólo tecnológicos, sino también sociales, económicos y políticos.

La última exigencia para poder hacer una Agricultura Sostenible es un ser humano evolucionado y consciente, cuya actitud hacia la naturaleza sea de coexistencia con ella y no de explotación.

Y la mejor forma de acercarse a esta agricultura sostenible es la Agricultura Ecológica.

 

La Agricultura Sostenible

Deja un comentario

Cerrar menú
error: Content is protected !!